3 situaciones en las que confiar en tu instinto

 

instintoCierto es que el instinto es ese “algo” que muchas veces no podemos explicar, una brújula o guía interna que nos alerta y orienta, y que en los animales reconocemos claramente. Sin embargo, los humanos también contamos con este instinto.

El instinto de supervivencia viene de serie, y nada más nacer todos lo tenemos. Si lo piensas bien te darás cuenta. Echa la vista atrás y piensa en algún momento de peligro en tu vida. Estoy segura que recordarás cómo entonces se encendió esa luz de emergencia que te guió, e incluso salvó del peligro. Sin tiempo para pasar la información por el filtro de la razón, respondiste de forma instintiva e intuitiva.

¡ GRATIS PARA TI !
¡ GRATIS PARA TI !
3 Pasos para poner límites a TU stress de Beatriz Palá

Lo cierto es que este es un tema apasionante del que podría estar horas hablando y escribiendo…
En este post quiero centrarme en tres situaciones muy comunes en las que confiar en tu instinto. Situaciones por las que todos hemos pasado, y en las que guiados por este instinto y su intuición, resolvimos positivamente de forma espontánea.

3 situaciones en las que confiar en tu instinto

1- Confía en tu instinto cuando tienes sensación de peligro

¿Te ha pasado alguna vez que sientes una presión en el pecho?, ¿quizá ha habido algún momento en el que has experimentado una extraña angustia para la que no acabas de entender sus motivos? Y poco después de esas sensaciones casi inexplicables, de repente, has sorteado un peligro…

¿Te reconoces en alguna de estas situaciones?. Déjame decirte que esas sensaciones que, aunque a veces, no alcances a descifrar, son la manera que tiene tu instinto de avisarte y protegerte de un peligro.

Nuestro instinto nos avisa a través de nuestro cuerpo y respuestas inconscientes. Y es que nuestro inconsciente tiene la capacidad de percibir peligros que nuestra mente consciente no alcanza a ver, porque nuestros sentidos racionales no son capaces de diferenciar o detectar.

Instinto Coaching

2- Confía en tu instinto frente a la toma de decisiones importantes

La vida nos invita constantemente a tomar decisiones. De hecho, las estadísticas expresan que cada día tomamos más de 2.500 decisiones. Claro está que, unas decisiones son más importantes y relevantes que otras…, pero en cualquier caso siempre estamos decidiendo, incluso cuando no decidimos, también lo estamos haciendo. Sobre ello, y también sobre la necesidad de decir no, para poder decir si, escribí hace ya unos meses, en este post de mi blog “Cuando dices no, te dices si”, que si quieres puedes leer también ahora.

Cuando tengas que hacer frente a una decisión importante en tu vida, una de esas decisiones que pueden cambiar el rumbo de tu vida, mi consejo es que escuches a tu instinto y te dejes guiar, al menos en gran parte, por él. Si tu corazón te dice no, no lo desoigas. Analiza cuan de verdad quieres lo que dices querer, tus miedos y todo cuanto te impida. Y, confía en ti para evaluar y sopesar la balanza con criterio y también con corazón. El corazón tiene razones, que la razón no entiende, y siempre son muy sabias. Tiene que ver con tu coherencia interna. Y es imprescindible que desees de verdad lo que quieres para lograrlo, y eso sólo curre cuando se es congruente con uno mismo, sus verdaderos valores y motivaciones.

Y sí, puedes equivocarte. Pero en ese supuesto, este error te traerá nuevos aprendizajes y siempre serán de fuerza. En cambio, si te guías sólo por tu mente racional, y en contra de tus verdaderos valores y motivaciones, experimentarás muchas resistencias, perderás mucha fuerza y confianza en ti mismo.
Además, debes saber que, aunque te parezca sorprendentemente, los estudios realizados al respecto, indican que en más del 90% de los casos en los que decidimos por instinto, nos llevan el éxito. Es importante saberse leer y apostar por TI.

Además y, aunque la posibilidad de error está presente -como lo está en la toma de cualquier decisión- si te guías sólo por tu parte más racional en algunas ocasiones, siempre podrás comprobar después la efectividad de tu instinto. Y así, ir afinándolo poco a poco.

Y es que, el instinto es algo que tenemos por naturaleza, y también es algo que podemos entrenar y mejorar con la práctica y mediante la observación.

Instinto Intuición Coaching

3- Confía en tu instinto, en “esa primera impresión”.

Hay veces que tenemos en frente a una persona que, no sabemos muy bien el por qué, pero no nos termina de convencer o de inspirarnos confianza. Puede ocurrirnos también con un lugar, o con una situación…

Cuando esto ocurre, puedes estar seguro/a que es tu instinto el que te está enviándote un mensaje.

Y esto no sólo es válido para casos negativos, también ocurre cuando nos cruzamos o conocemos a alguien, que aún sin saber por qué, nos cae realmente muy bien y nos transmite confianza, se produce la sintonía de la afinidad. El instinto está haciendo su trabajo.

Te puedo asegurar que, si esa primera impresión no ha sido condicionada por un juicio o idea preconcebida previa, será de gran ayuda a la hora de identificar situaciones conflictivas, detectar personas negativas o tóxicas y, saber en quién confiar, por ejemplo.

Y recuerda que las decisiones intuitivas, suelen ser más acertadas que las muy razonadas, cuyos pros y contras hemos balanceado con esmero. 

Si quieres…

y tu intuición te guía… nos conocemos 

Reserva YA tu primera sesión de diagnóstico gratuita, sin compromiso alguno.

 ¡ Apuesta por TI !

En Vital Coaching Barcelona, tienes la oportunidad de avanzar de una forma única, honesta y congruente, acorde a tus verdaderos valores y motivaciones, en el camino hacía tus objetivos de profesión y vida.

Coach personal Barcelona, vitalcoachingbarcelona.com 

Vital-Coaching-Barcelona-Gratis

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.