Cómo vivir cada día como si estuvieras de vacaciones

Vivir cada día como si estuvieras de vacaciones

Las vacaciones son ese tiempo que todos anhelamos para desconectar de la rutina. Sin horarios ni prisas, disfrutamos de tiempo para la reflexión profunda. En estos días de relax, nuestros verdaderos deseos y motivaciones, parecen alcanzables, e incluso más sencillos y realizables que nunca.

 

vacaciones

¡ GRATIS PARA TI !
¡ GRATIS PARA TI !
3 Pasos para poner límites a TU stress de Beatriz Palá

Esta claridad y convicción estival, puede ser únicamente puntual, si a la vuelta no haces “algo” diferente. Es evidente, como también lo es, que para ello se requiere pasar de buenas intenciones a realidades, y hacer así que nuestro día a día se parezca un poco a este período vacacional que… tanto nos gusta y deseamos.

Tanto si estás preparando tus próximas vacaciones, disfrutando de ellas en estos momentos, como si ya volviste a tu día a día, el objetivo es disfrutar de cada momento, y vivir cada día como si estuvieras de vacaciones. Pues aún deseando lleguen, tienes mucho tiempo por delante para ser vivido como realmente deseas y mereces.

Y, precisamente es por ello que en este post, me gustaría darte algunas técnicas y hábitos para que tu día a día sea lo más parecido a ellas.

Cómo vivir cada día como si estuvieras de vacaciones

1- Pasa un rato entre amigos

Todos tenemos amigos cerca a los que no vemos con menor frecuencia de la que nos gustaría. No tenemos tiempo, o creemos no tenerlo. En realidad es un tema de prioridades. Nuestro día a día parece dejarnos poco tiempo para lo importante, también para los amigos. Si, es así, los amigos y la vida social es importante. Somos seres sociales y mantener relaciones de amistad nos sientan bien.

Numerosos estudios de la Universidad de Harvard, revelan la importancia que tiene en la vida de las personas, las relaciones sociales y personales. Los amigos y el tiempo compartido con ellos, nos genera felicidad y una mejor salud. Concretamente el Dr. Achor, lo expresa así en las conclusiones de una de sus 6 claves del estudio para la felicidad:  “Cuanto más inviertes y más tiempo pasas con tus amigos, familia, y almuerzas con tus colegas en el trabajo, tus niveles de productividad permanecen altos incluso bajo estrés. Es un efecto dominó. Es lo que llamamos la inversión social: no es sólo para complementar la vida, efectivamente nos hace más exitosos que la inteligencia, la belleza o cualquier otra cosa”.

Mantén tus relaciones vivas, potencia la unión de vuestra amistad, mediante encuentros y llamadas telefónicas. 

Encuentros: Para ello, te invito a reservar y asignar un espacio de tiempo concreto a la semana, y dedicarlo a un amigo o a un grupo de amigos. Reúnete con ellos para un café, un picoteo después del trabajo o para disfrutar durante el fin de semana.

Por un lado, estos pequeños encuentros alimentarán vuestra amistad. Y por otro, te ayudarán a hacer cosas diferentes, compartir, expandirte, ver desde otra perspectiva, y a disfrutar más…

Llamadas: Y también, te invito a que llames, cada semana, a un amigo del que hace tiempo que no sabes nada de él o ella, y sencillamente interésate por él. Se alegrará él y tú también, pues todo cuanto das lo recibes con creces… Merece la pena 🙂

2- Practica y disfruta de tu hobby

Todo hobby es la puesta en practica de una pasión, y disfrutar de lo que nos hace felices, nos genera más felicidad. Cuando somos más felices somos más eficientes y exitosos en nuestra vida personal y profesional. Además, la felicidad nos inspira a generar mejores ideas y fluir en consonancia con nuestra propia vida, en un estado de mayor paz, tranquilidad y plenitud.

Deja espacio para tus hobbies: Reconócelos y practícalos

Reconoce tu o tus hobbies: Deja espacio para disfrutar de lo que te gusta y apasiona. Y para ello, primero tendrás que reconocerlo. Y digo esto porque observo con demasiada frecuencia, como muchas personas han olvidado sus pasiones e ilusiones, incluso como hobby.

Identifica que te sienta bien hacer, que te gustaba hacer de niño, que se te da bien, que te motiva. Explora, busca e indaga

Pasa a la acción: Encuentra el mejor modo de llevar a la práctica tu hobby. Por ejemplo si es pintar, busca una escuela de pintura, acércate, pregunta toda la información que requieras. Hazlo hasta dar con la escuela que verdaderamente te guste y se ajuste a tus necesidades. Y apúntate. No esperes más…

Para hacer que tu vida se parezca lo máximo posible a unas constantes vacaciones, practica y disfruta de tu hobby.  Además, disfrutar de tu hobby, te ayudará a despejar tu mente, y te permitirá potenciar tu creatividad y productividad.

Así pues…, si te gusta bailar, baila, si te gusta cantar, canta,…

3- Desconecta del trabajo

Gran parte de nuestro tiempo del día lo pasamos en el trabajo. Por ello, cuando se acaba la jornada, es muy importante darnos una tregua y desconectar. Desconecta el móvil, no leas mensajes de correo del trabajo, y si puedes, evita hablar de trabajo, fuera de tu contexto puramente profesional.

Desconecta también en los momentos de descanso en el trabajo. Y digo esto porque muchas veces en los horarios de descanso, por ejemplo en la comida, se aprovecha la ocasión para seguir comentando la jugada, criticar, etc…  Craso error. Si lo haces o has hecho, te darás cuenta de que te sientes agotad@. Si no sabes porque, este es un factor que incide directamente sobre tu cansancio y malestar. Necesitas cambiarlo. Para ello, propón temas de conversación diferentes, a ser posibles que inviten a la risa y el humor. Hacerlo potenciará tu propio buen humor y felicidad.

Y así, si aprendes a desconectar totalmente del trabajo, le estarás dando un respiro a tu cerebro, recargarás pilas y serás más  productivo y feliz al día siguiente. Merece la pena…

Hacer turismo en tu zona

Muchas veces no conocemos nuestra propia ciudad. O quizá pueblos cercanos, museos que aún no hemos visitado…

Una manera ideal es hacer turismo cerca de nuestra zona, dentro de la ciudad, pasear por calles por las que no solemos pasar, visitar lugares a los que no vamos habitualmente, ir a la playa o a un parque…

Se trata de soluciones simples, pero funciona. Cuando rompemos nuestra rutina con estos hábitos aprendemos a disfrutar más de nuestra vida.
Te invito a ponerlo en práctica y que me cuentes tu experiencia.
Gracias por estar ahí y leerme.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.