Septiembre es tiempo de reintentar

empezar

El verano es un tiempo para la desconexión. Hemos tenido tiempo para reflexionar pausadamente, disfrutar y también para plantearnos nuevos objetivos y retos. Tal vez tu y, para esta nueva temporada te hayas propuesto y hasta iniciado acciones, como por ejemplo: iniciar una dieta, empezar a hacer ejercicio, retomar tus estudios de inglés u otras formaciones, dejar de fumar, vivir con menor stres, tener más tiempo para ti y tus hobbies, etc…

Sea cual sea tu caso, debes saber, y probablemente ya lo has vivido con anterioridad, que la mayoría de las veces la lista de buenas intenciones no llegan a buen puerto. Pero…  ¿por qué?,  ¿dónde está la dificultad? y ¿Cual es el motivo para desistir? Lo cierto es que cuando llegan las vacaciones nos bajamos del mundo, todo va más despacio y vemos desde otra perspectiva. Convencidos de que podremos retomar las riendas y, redirigir sin problemas nuestra vida a la vuelta, nos empezamos a plantear y marcar retos y metas que, en ocasiones, son demasiado altas, e incluso algunas inalcanzables.

Y, demasiados retos a la vez poco realistas, nos desbordan y acaban sin lograrse. Esto causa desanimo y mentalmente nos quita fuerzas para abordar siguientes cambios. Necesitamos hacer lo que nos proponemos y crear experiencias de éxito que, a su vez alimentarán a las siguientes. Cambiamos así la dinámica.  Y, ¿como lograr que esto sea posible? Déjame que te cuente paso a paso, algunas reflexiones y consejos que te ayudarán a empezar por poco tus retos para alcanzar lo que te propongas:

  • Empieza por poco y lograrás mucho

La primera de las claves es poner orden a tus propósitos y objetivos. Empieza por el que más fácil de implementar a tu vida. Anótalo en tu calendario, comprométete y conviértelo en una rutina. Planifica el resto de objetivos que deseas lograr. Escribe cuando y como piensas llevarlos a cabo a lo largo del año.

Así, y con la satisfacción de tus primeros resultados, y sabiendo que tienes un plan paso a paso, tendrás la fuerza y motivación que tus acciones requieren para el logro de tus objetivos.

  • Enfócate

Tus objetivos se componen de tareas, y una buena manera de focalizarte en lo importante es realizar listas. Listas de tareas, de cosas pendientes, de cosas por hacer… Incluso realizarlas por prioridades. Y una vez que tengas tus listas, ponte al 100% en ellas.

  • Gestiona tu stress 

Trata de llevar una vida lo menos estresante posible y supera tu estrés. De lo contrario el estrés acabará instalándose en tu mente y resintiendo tu cuerpo. En cambio, cuando cambias la manera en como vives y piensas, también cambia tu realidad. Y tu puedes hacerlo. Para ello es importante detectar tu stres, primero y luego actuar. Identifica los motivos de tu stress, y para ello piensa en las situaciones que te estresan y escríbelas en un papel. Junto a cada una, escribe tus pensamientos al respecto. Luego, plantéate qué cambiarías o qué harías para cambiar esa situación… Escríbelo y comienza a implementarlo poco a poco en tu vida.

  • Oriéntate hacia lo que quieres

Convierte lo que quieres en metas. Y sustituye la palabra “problema” por “reto”. Este es un pequeño truco de alto impacto. Esta demostrado que el modo en como nos hablamos a nosotros mismos afecta al resultado de lo que obtenemos. Ciertas palabras como “problema” nos llena de preocupación y resta fuera para afrontar cambios. En cambio la palabra “reto” nos pone en marcha y orienta hacía nuevas soluciones.

Del mismo modo, te recomiendo formules tus objetivos siempre en positivo. Expresa y formula tu objetivo tal como si lo que quieres, y olvida lo que no quieres. Insisto en ello, porque es bastante más habitual de lo que imaginas que un objetivo se exprese así: “yo no quiero estar gorda”, en vez de: “Yo quiero estar delgada, saludable y en forma” Y este matiz, es importante e incide claramente en los resultados que obtienes en tu vida.  Tenlo muy presente y, cámbialo cada vez que lo detectes.

  • Imagina que ya lo has logrado

Y una vez tienes claro lo que si quieres, te invito a que calibres como es para ti haber logrado tu objetivo. Y este es un ejercicio que requiere imaginación y persistencia. Y es así porque, a veces cuesta un poco pensar en lo que no has logrado como si ya lo hubieras logrado. Hazlo, ya que esto te conectará con tus emociones de éxito, y también con la fuerza de tu objetivo. Y, si quieres da un paso más que te dará enormes resultados: cambia la expresión de “yo quiero….” por “yo soy…”. Siguiendo con el ejemplo anterior, la propuesta es pasar de “Yo quiero estar delgada, saludable y en forma” por “Yo estoy delgada, saludable y en forma” Y te imaginas tal cual quieres ser o estar, como si ya fuera real para ti en este momento.

  • Sé agradecido

Todos tenemos algo, casi todos muchas cosas, por las que estar y sentir agradecimiento.

Practicar la gratitud es un ejercicio genial. Te propongo que le dediques al menos 5 minutos por la noche, y/o 5 minutos antes de levantarte de la cama. Si además esbozas una sonrisa mientras agradeces todo lo que si ya tienes y valoras en tu vida, mucho mejor…

  • Implementa hábitos saludables en tu vida

Comienza a comer de manera equilibrada y a realizar algo de deporte. Dedica tiempo a lo que te gusta, te apasiona, te mueve… Practica tus hobbies, y deja tiempo para ti.

  • Comunícate

Pon de tu parte para que las relaciones con las personas de tu entorno o alrededor sean positivas.
Si una situación se complica, explícala, comparte tu visión con sinceridad, se tu mismo y comunícate con éxito.

  • Permítete un break

Los días pueden ser largos y, el no parar nos puede llevar a situaciones de estrés. Permítete algunos descansos a lo largo del día. Procura respirar hondo varias veces en esos descansos. Respira mínimo tres veces inhalando por la nariz y exhalando por la boca, profundamente.

  • Medita

Otro consejo es que medites. Si no lo has hecho nunca, quizá al principio te cueste un poco, pero te aseguro -y la ciencia lo ha corroborado- que los beneficios de meditar son impresionantes.

Beatriz-Palá-Calvo

Si quieres saber en qué y cómo puedo ayudarte…

Nos vemos

Reserva YA tu primera “sesión de diagnóstico gratuita”, sin compromiso alguno.

 ¡ Apuesta por TI !

En Vital Coaching Barcelona, tienes la oportunidad de avanzar de una forma única en el camino hacía tus objetivos de profesión y vida.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

La comunicación remitida quedará incorporada a los sistemas de información de Vital Coaching Barcelona, pasando a formar parte de su lista de distribución, según los "Términos legales y la Política de Privacidad de Vital Coaching Barcelona"

En cualquier momento podrás ejercitar los derechos de ACCESO, RECTIFICACIÓN, OPOSICIÓN y, en su caso, CANCELACIÓN de tu suscripción, comunicándolo por escrito e indicando tus datos personales a beatriz@vitalcoachingbarcelona.com

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto los Términos Legales y la Política de Privacidad* *