Las 5 claves antes de empezar un proyecto

proyecto

Los proyectos son una parte importante de nuestra vida. Sin embargo, encarar un proyecto y llevarlo al éxito no es tan fácil como decir que se va a por ello. Muchas veces vemos proyectos geniales abocados al fracaso; y muchas de esas veces el error está en los primeros pasos, en la forma en la que se encara y prepara el proyecto.

Tengo una pregunta para ti: ¿Utilizas algún método o estrategia para empezar?

Es muy importante contar con una estrategia antes de comenzar. Y, si no la tienes, o la que empleas no te está funcionando, te invito a poner en práctica estas 5 claves que yo siempre pongo en práctica cuando afronto un nuevo proyecto:

¿Estoy preparad@ para asumir el proyecto?

Esta es la primera pregunta que debemos hacernos antes de lanzarnos a la aventura de asumir un proyecto nuevo.
Ten en cuenta que empezar un nuevo proyecto es ilusionante, nos aporta un chute de satisfacción inicial que nos puede empujar a decir sí antes de valorar todos los detalles.

¿Estás preparad@ para continuar dentro de unas semanas, o de unos meses?, ¿la motivación que tienes es suficiente como hacer frente a las situaciones complicadas y llegar hasta el final?.

Para saberlo, pregúntate también: ¿Para que quiero lo que quiero?. Tu «Para que» debe ser altamente ilusionante. Este será tu motor de arranque y, únicamente si es fuerte, consistente y congruente contigo mismo y con tus valores, sostendrá la fuerza que tu proyecto requerirá a lo largo de todo su proceso y, hasta su fin.

Sé sincer@ contigo mism@. Empezar por empezar, solo te hará perder tiempo y contribuirá a bajar tu ánimo. Acepta solo embarcarte en proyectos que realmente te interesan, te motivan y podrás llevar adelante… Si lo llevas a la cima, genial; si no es así, te servirá de aprendizaje. Porque cuando hay pasión y motivaciones auténticas, siempre se gana…

1- Divide para vencer

Ya lo dice el famoso refrán. Y cuando se trata de un proyecto, así es: «divide y vencerás». No importa si el proyecto es más grande o más pequeño, siempre necesitas dividir tu proyecto en fases y etapas, con objetivos y tareas.  Ponles fecha y hora en el calendario, en definitiva…construye tu hoja de ruta diaria, en el contexto de un Plan de Acción ilusionante, realista y retador para tu éxito.

2- Detecta lo que no depende de ti

Esta es, quizá, una de las partes más complicadas. O al menos una de las partes con la que más habitualmente se tropieza. Sin embargo, es un punto fundamental para que la estructura de tu proyecto se levante sobre unas bases sólidas…

Identifica lo antes posible las partes que no dependen de ti, que corresponden o debes asignar a otros, porque exigen la participación de otras personas.

Este punto no lo debes obviar, ni restarle importancia. Si no lo tienes en cuenta es posible que los problemas comiencen a aparecer antes de lo que debieran.

3- Evalúa el volumen de trabajo que exige tu proyecto

Es muy importante saber cuál es el volumen de trabajo que requiere el proyecto y cuáles son los esfuerzos. Y esto no se adivina, ni se estima. Aquí es importante tirar de experiencia, capacidades y también de tu intuición. Y, sobre todo, no te dejes llevar por el entusiasmo que todo nuevo proyecto nos inyecta en vena.

Sé realista y deja márgenes. Si consideras que conseguir algo exige una semana de trabajo, mejor calcula dos.

4- Ponle fecha

Cualquier proyecto exige compromiso y regularidad, así que con este paso número 4 llegas a tu primer gran reto: ¿cuándo lo vas a hacer?

Difícilmente vas a poder sacar un proyecto adelante a ratitos. Debes fijar el tiempo que le vas a dedicar y bloquearlo en tu agenda, saber que ese tiempo es exclusivamente para este trabajo.

Probablemente te encuentres ya ante una agenda repleta, por lo que se avecina un nuevo reto: ¿a que vas a renunciar?, ¿qué vas a dejar de hacer? Recuerda que tu día sigue teniendo 24 horas; por lo que si quieres añadir una nueva actividad debes eliminar otra o dedicarle menos tiempo a otras cosas. Prioriza, definiendo cuáles y en qué cantidad.

5- Evalua y celebra

Revisa tus tareas asignadas para cada día y celebra haberlas realizado. Una vez a la semana, reserva un tiempo para evaluar tus avances desde el inicio, y date cuenta de lo que si ya has logrado. Felicítate por ello. Después revisa tu Plan y como estás respecto a tus objetivos previstos. Reflexiona sobre tus aprendizajes, detecta si necesitas hacer cambios en tu planificación, o cualquier otro aspecto que te facilite avanzar y lograr tus objetivos.

6- Programa tu mente y vive como si ya fuera

Para lograr lo que quieres, además de trabajar físicamente en ello, tendrás que crear previamente la actitud del éxito. Para ello, imagina que ya tienes tu proyecto realizado, conecta con las emociones que te genera este hecho y, vive con la convicción de que ya lo has logrado. Disfrutar de saber que tu éxito es una realidad, te conecta con el campo de las posibilidades, y también te hace mucho más feliz. Y, se ha demostrado que la felicidad genera resultados felices y de éxito. 

Disfruta de tus éxitos y, sobre todo del camino hacía ellos.

Cada día es un éxito en si mismo

Beatriz-Palá-Calvo

Si estás decidido a conocer de lo que eres capaz…

Nos vemos

Reserva YA tu primera «sesión de diagnóstico gratuita», sin compromiso alguno.

 ¡ Apuesta por TI !

En Vital Coaching Barcelona, tienes la oportunidad de avanzar de una forma única en el camino hacía tus objetivos de profesión y vida.

Cómo afrontar tiempos difíciles

resiliencia

¿Quién no ha pasado por un momento complicado en el que no terminamos de ver la puerta de salida? Todos hemos pasado por momentos o situaciones en las que no sabíamos cómo o por dónde seguir…

En momentos complicados no resulta difícil ver la realidad, mirar desde otra perspectiva… Pero cuando te encuentres en un momento así, quizá estos consejos te ayuden:

Acepta

Cuando todo se complica nos cuesta aceptar que las cosas no salgan como teníamos previste. Y esto, irremediablemente nos provoca sufrimiento.

Los tiempos difíciles legan porque son necesarios para evolucionar, para nuestro aprendizaje, y salir de ellos no consiste en esquivarlos, sino en aceptarlos.
Acepta. Porque cuanto más te resistas a aceptar, más difícil será encontrar una salida.

Mira hacia dentro

Cuando llegan los problemas tendemos a mirar hacia fuera y tratemos de actuar sobre lo externo. Craso error. Es hacia dentro hacia donde debemos mirar, hacia nuestro interior. No es lo externo lo que debemos cambiar, sino que debemos cambiar «algo» en nosotros; cuando entendemos esto, nos miramos con amor y desde ahí proyectamos el cambio con la mirada puesta hacía adelante, todo empieza a cambiar y mejorar.

Agradece

Muchas veces he hablado en el blog sobre los múltiples beneficios del agradecimiento...
Ser agradecidos nos ayuda a combatir la tristeza y la desidia, agradecer cambia nuestro estado emocional…

Practicar la gratitud es una cuestión de hábito. Acostúmbrate a agradecer cada noche antes de acostarte y cada mañana cuando te levantas por todo lo que tienes. Quizá al principio te resulte más complicado o menos natural, pero poco a poco ese GRACIAS te irá haciendo consciente y se irá llenando de intención.

Mira las cosas desde otro prisma

Podemos actuar de muchas formas ante las dificultades y todo dependerá desde el prisma con el que miremos la realidad. Podemos ver las circunstancias como una catástrofe devastadora, podemos entenderlas como una piedra en el camino que tenemos que esquivar… Y entre todas las posibilidades, se encuentra también la de ver las circunstancias como un desafío y una oportunidad para aprender y crecer.

Einstein, lo expresaba así: «Es en la crisis que nace la inventiva, los descubrimientos y las grandes estrategias. Quien supera la crisis se supera a sí mismo sin quedar “superado.»

Tú y, solo tú, eres responsable del prisma que utilices para mirar tu realidad.  Y, siempre estás  a tiempo de elegir la mejor decisión para ti. Merece la pena…

Abandona el rol de víctima

Adoptar un papel victimista es una tentación que siempre tenemos delante, más aún cuando nos toca afrontar tiempos difíciles. Y lo cierto es que una actitud muy humana, pero a la vez es muy negativa, tóxica y diría que hasta nociva.

Compadecerte a ti mismo solo te llevará a alejarte del momento en que decidas afrontar el problema o la situación.

Asume que todos, a veces en mayor medida, otras en menor, pero siempre tenemos algo de responsabilidad en lo que nos ocurre: una mala decisión, un no haber hecho nada… ¡Algo! Asumir un rol de víctima no te ayudará a solventar el problema o la situación. Para hacerlo, necesitas cambiar tu mensaje interno y pasar del: «no puedo hacer nada con esto que me ocurre» a «yo me hago cargo de la situación, busco y encuentros caminos». Porque caminos…siempre hay, te lo aseguro…

Beatriz-Palá-Calvo

Si quieres saber en qué y cómo puedo ayudarte…

Nos vemos

Reserva YA tu primera «sesión de diagnóstico gratuita», sin compromiso alguno.

 ¡ Apuesta por TI !

En Vital Coaching Barcelona, tienes la oportunidad de avanzar de una forma única en el camino hacía tus objetivos de profesión y vida.

Nada como lograr lo que otros te dijeron que no lograrías

«Es muy complicado», «no podrás», «no lo lograrás»…

¡Cuántas veces lo habrás escuchado! ¡Cuántas veces nos lo habrán dicho! O insinuado… Sin embargo, conseguir aquello que otros creyeron que no serías capaz no es solo un triunfo personal, sino un acto que sirve a muchas otras personas a creer también en ellas mismas, por encima de las opines ajenas.

Tenemos que reconocer que el entorno, por lo general, no es favorable al apoyo y los ánimos a quienes deciden avanzar y hacer algo diferente. Vivimos en una sociedad que nos limita desde muy pequeños a través de las etiquetas. Lo hacen en las escuelas, la sociedad en general y, a veces, también en el ámbito familiar sucede.

Este es el campo de juego en el que a cada uno de nosotros la vida nos invita a desarrollarnos, y muchas veces también toda una oportunidad para afrontar y trascender retos . Lo contrario, es decir comprar los mensajes ajenos que, muchas veces -y especialmente en el ámbito familiar- suelen estar sustentados por el amor y el miedo, puede tener efectos muy devastadoras, haciéndonos adoptar actitudes derrotistas.

Cuando conseguir un objetivo implica romper con todo

A veces, llegar a algo implica rebeldía. Y, casi siempre implica una revolución interna que no todo el mundo capaz de afrontar. Y es que, casi siempre, esa revolución es sinónimo de tener que hacer mil pedazos de algunos valores familiares inculcados, pensamientos limitantes que hemos ido adquiriendo a lo largo del camino… En fin, un proceso bastante complicado, que a la vez se hace necesario para el crecimiento y desarrollo personal.

Bert Hellinger -creador de las constelaciones familiares-,  lo expresaba así en este escrito:

La inocencia es una necesidad infantil. Es la necesidad de que los padres digan: “Eres bueno”. Una persona así tan solo mira a los padres y no a la realidad, ya no es capaz de distinguir lo que para él es bueno o malo, en el sentido de fomento o freno de la vida. No puede escaparse, si se escapa, se siente culpable, pero el desarrollo siempre va de la mano de la culpa. Nadie puede progresar sin encarar la culpa y asentir a ella, es un hecho inevitable. Ej. Un hijo abandona su familia y se casa con una mujer que no es del agrado de la familia, pero es la compañera de su corazón. Una persona así sólo puede casarse infringiendo las normas de sus padres. Todo hijo que se desarrolla tiene que transgredir prohibiciones, así se da el progreso. Los padres prohíben algo porque tienen que hacerlo, pero han de saber que en el fondo secretamente esperan que el hijo transgreda la prohibición. Si el hijo no lo hace, es fatal tanto para el hijo como para los padres. Si los padres se lo permiten todo a su hijo también es fatal para éste, ya que el hijo no puede orientarse ni desarrollar ninguna fuerza del yo, el hijo no puede ganar ninguna fuerza anímica si todo está permitido, por tanto, este desarrollo sólo es posible a través de una transgresión. Así cada vez se fortalece el yo, y al mismo tiempo, el hijo se encuentra unido a sus padres en otro nivel. “

Confianza-VitalCoachingB arcelonaLa confianza en uno mismo es el primer paso hacia el éxito

Tener éxito en la vida, en contra de lo que se suele pensar a priori, no tiene nada que ver con tener una cuenta corriente repleta de dinero; el éxito no es conducir un gran coche; ni tener una casa enorme; ni mucho menos acumular un montón de cosas que se pueden comprar con dinero, sean cuales sean.

El éxito puede ser todo lo anterior, pero nunca sólo eso, pues el verdadero éxito es poseer la libertad y el placer de poder ser uno mismo y sentirse orgullos@ de ello. El éxito también es disfrutar de los pasos del camino, mientras transitamos hacía nuestras metas y objetivos. De hecho, y como explica Harvard este es un requisito indispensable del éxito.

Pero, si el éxito es todo esto, ¿que hace que no lo alcancemos? La dificultad para lograr el verdadero éxito tiene sus raíces, sin duda, en esos esquemas de pensamiento que nos han inculcado y transmitido desde que éramos muy pequeños. Sus mensajes, los mandatos familiares, etiquetas, …. se pueden convertir en expresiones como estas: «no llegarás a nada» «No vales suficiente» «Todo cuesta mucho -sangre, sudor y lágrimas-«, entre otros… Y es que, en definitiva, las familias, muchas veces sin saberlo, pueden cortar alas trasmitiendo sus propios patrones de pensamientos a sus hijos. Estos se convierten, también para ellos, en sus propias «creencias limitantes» que trabajan y dirigen nuestra vida a nivel subconsciente.

Arranca todos esos vínculos que te limitan lo antes posible de tu vida y de tu mente. No será fácil, de hecho es un trabajo de vida, pero te permitirá ganar confianza, autoestima y libertad. Y el primer paso es darte cuenta de  cuales son, y una vez lo hagas date cuenta de que no es objetivamente real, sino que sólo lo es desde tu perspectiva, y por tanto puedes mirar con ojos diferente para cambiarla.

Si detectas creencias licitantes, te sugiero que las revises con ayude externa, porque llegar a donde deseas, lograr lo que quieres, al fin y al cabo, no es cuestión de ser más listo, más inteligente, más hábil; conseguirlo es una cuestión de mentalidad, de tener una mente flexible y creciente, no fija. Pero sobre todo es una cuestión de conciencia, actitud y disposición… Y eso, si quieres, siempre estás a tiempo de lograrlo. 

Beatriz-Palá-Calvo

Si quieres saber en qué y cómo puedo ayudarte…

Nos vemos

Reserva YA tu primera «sesión de diagnóstico gratuita», sin compromiso alguno.

 ¡ Apuesta por TI !

En Vital Coaching Barcelona, tienes la oportunidad de avanzar de una forma única en el camino hacía tus objetivos de profesión y vida.

Coach personal Barcelona, vitalcoachingbarcelona.com 

Consejos que te ayudarán en una entrevista de trabajo

entrevista-de-trabajo

Uno de los grades miedos de cualquier profesional se presenta a la hora de enfrentarse a la entrevista de trabajo. Debe mostrar a la compañía todo su potencial, pero tendrá muy poco tiempo para hacerlo…
Por ello, es importante ir preparado.

A continuación te doy algunas claves o consejos que te pueden ayudar a superar con éxito una entrevista de trabajo:

  • Conoce bien la empresa

La empresa da por hecho que, si acudes a una entrevista para trabajar en la compañía, ya conoces su función. No defraudes. Antes de tu entrevista de trabajo, investiga y conoce muy bien a la empresa, averigua cuál es su cultura, valores, trayectoria, etc.
Haz lo mismo con el puesto al que optas…

Hace algunos años, esto era más complicado, pero hoy en día, internet pone fácil esta tarea.

  • Cuida la primera impresión

La primera impresión es muy importante en una entrevista de trabajo. Cuida tu vestuario, y tu lenguaje corporal, sé puntual. Y, aunque ya hayas enviado tu CV sé precavid@ y lleva tu CV impreso. Mantén el contacto visual con el/la entrevistador@ y, en general muéstrale tu interés por todo lo concerniente a la empresa, la posición y la persona que te entrevista. Hazlo con la confianza de saberte ganador de antemano, sabiendo que eres la persona, y que ellos lo verán porque tu lo transmitidas. Esta confianza en ti mism@, sin presión, incrementará exponencialmente el interés de tu entrevistador y de la empresa por ti.

  • Evita quejas críticas de tu anterior trabajo

La forma de hablar, la actitud y las palabras que utilices son tan importantes o más que la primera impresión. Todo ello permitirá al reclutador hacer un retrato sobre ti, sobre tu personalidad. Lo que digas y cómo lo digas desvelará si eres optimista y resolutiv@ o si eres pesimista y tiendes a quejarte, etc.

Si quieres dar una buena impresión a la persona que te entrevista, no hables mal de tu antigua empresa, ni de tus compañeros o los que fueron tus jefes. Más bien, al contrario, decora y adereza tus experiencias pensando en ellas desde una perspectiva positiva. De modo que sustituya las quejas por comentarios acerca de tus pasiones y experiencias, lo que te han aportado y han permittido aprender tus trabajos anteriores. Este es tu bagaje y tu atractivo como profesional con potencial para tu nueva empresa.  Cuando hablas de ello, hablas también de todo lo que puedes aportar ahora a la empresa gracias a tu experiencia. Y ese es el motivo por lo que te quieren contratar. Házselo saber a tu entrevistador, con tus palabras y también con tus pensamientos que hablan…

  • Prepárate para las posibles preguntas

Es habitual en las entrevistas de trabajo que se realicen algunas preguntas. A través de ellas los reclutadores se pueden hacer una idea de cuáles son las aspiraciones de los candidatos y si está capacitado para desempeñar el puesto al que quiere acceder.

Casi con seguridad comenzará pidiéndote una pequeña presentación. Prepara, antes de asistir a la entrevista una respuesta breve en la que expreses con claridad quién eres y qué has hecho a nivel profesional hasta el momento. Repasa toda tu trayectoria y explica de una forma positiva, con todos tus logros y aprendizajes que dan valor a tu historia y a ti como profesional . La empresa valora de un candidato sus conocimientos, experiencia, pero sobre todo su potencial que deviene de su pasión, capacidad de aprendizaje, implicación, etc… Y eso puedes y necesitas transmitirlo en una entrevista

Y, para ser «el candidato», lo más importante es que seas tu mismo, eso si, preparando adecuadamente… Y eso requiere tiempo, trucos y a veces, ayuda externa….

vital-coaching-barcelona-beatriz-pala-calvo

Beatriz-Palá-Calvo

Si quieres saber en qué y cómo puedo ayudarte…

Nos vemos pronto

Reserva YA tu primera «sesión de diagnóstico gratuita», sin compromiso alguno.

 ¡ Apuesta por TI !

En Vital Coaching Barcelona, tienes la oportunidad de avanzar de una forma única en el camino hacía tus objetivos de profesión y vida.