¿Te preocupa en exceso la opinión de los demás?

Vital-Coaching-Barcelona-opinión-d-los-demásLa opinión de los demás, nos importa desde siempre…

La opinión de los demás nos importa, ya desde pequeños, y especialmente en nuestro grupo de referencia.  De hecho, el deseo de agradar es inherente al ser humano, incluso desde niños, -y ya siendo bebes-, sonreíamos para mostrar nuestra alegría, y también para agradar, ser queridos y aceptados.

Por ejemplo, un niño, antes de meter los dedos en un enchufe, busca con la mirada la aprobación de sus padres, para saber si puede hacerlo, o no . Está claro, que, a veces, el niño prueba ir un paso más allá y puede hacerlo de todos modos… Esta es su forma de crecer y aprender. Aun así, en general, el niño mide sus fuerzas, tantea sus límites y actúa comprobando hasta dónde tiene permitido llegar, a la vez que superándose día a día.

Según vamos creciendo, aumenta el número de las personas con las que nos relacionamos, y  su opinión nos importará, en mayor o menor medida. Esto es así porque somos seres sociales, deseamos y necesitamos pertenecer a nuestros grupos de referencia, convivir con ellos, en un entorno de aprecio, confianza, respeto y amor.

Lo hacemos teniendo en cuenta la opinión de los demás, pues su aprobación nos permite ser parte integrante, compartir, enriquecernos, empatizar, aprender, crecer, etc.

Ahora bien,

¿que pasa cuando la opinión de los demás te preocupa en exceso, y limita tu crecimiento, libertad y felicidad?

Antes de responder a esta pregunta, necesitas saber, en qué medida, la opinión de los demás realmente te limita en exceso, y que hacer cuando esto es así…

¿Cómo reconocer y QUE HACER si te limita la opinión de los demás?

1- Tratas de agradar a todo el mundo

Las personas que desean agradar a todo el mundo, suelen mostrar cierta sumisión, y poca fortaleza interna. Se las reconoce, porque desean saber con ahínco y cierto miedo, la opinión que sobre ellos tienen los demás. Su objetivo es adecuar su comportamiento a lo que creen se espera de ellos.  Pierden autenticidad, espontaneidad,

QUE HACER:

Deja de pretender agradar a todo el mundo. Esta no es una opción posible, ni deseable porque las personas no somos todas iguales, sino que, en nuestras diferencias nos complementamos. Lo que nos gusta a unos, no nos tiene porque gustar a otros. Del mismo modo, ni tú, ni yo, ni nadie le gustaremos a todo el mundo.

Lo importante no es gustar a todos, sino ser uno mismo, para desde el bienestar personal, fortalecer tu propia vida y las relaciones que de ella se deriven.

“Preocúpate por lo que otras personas piensen, y siempre serás su prisionero.”  Lao Tzu

opinión de los demás2- Te comparas continuamente con los demás

Si crees que los demás son más listos y/o más guapos que tú, que se relacionan mejor, que tienen y proyectan mejor imagen que tú, estarás siempre en desventaja. ¿Por qué? Porque este sentimiento  generará en ti la actitud de la derrota, e insertarás en tu mente subconsciente pensamientos del tipo: “todos tienen mejor suerte que yo”, “yo soy tonta”, “yo no soy suficiente”, “para mi es imposible”, etc.. Es así, pues se sabe que un pensamiento recurrente, es una profecía cumplida. No lo permitas.

QUE HACER:

Deja de compararte con los demás. Todos somos seres únicos y especiales. Tú, tu talento y habilidades también. Sólo necesitas prestar atención y ponerte en valor.  Para ello, reflexiona y escribe cuáles son tus mayores cualidades y éxitos alcanzados. Siéntete orgulloso por ellos, por quién y cómo eres. Conecta y piensa con tus ilusiones y objetivos actuales, y toma la firme decisión de conviértete en la mejor versión de ti mismo, siendo quien ya eres. Deja de lado la auto exigencia, y hazlo con convencimiento, pasión y amor por ti mismo.

3- No pones límites

Cuando aceptas lo que realmente no quieres, como si lo quisieras, por no decepcionar a otras personas, estas siendo desleal contigo mismo. Algo se mueve en tu interior, y lo identificarás cuando, por ejemplo, al tomar una decisión, o pensar en tomarla, sientas un nudo en el estómago e incomodidad, la voz se te debilita, etc…

QUE HACER:

Pon límites: Poner límites, significa saber que es lo que quieres, y aprender a decir no, cuando quieres decir no. Si este es tu caso, necesitas ser más asertivo. Para ello, te recomiendo que te leas este artículo:

            ¿Sabes decir no?

4- Reacciones desmedidas: ira, enfado, rabia

preocupa-opinión-de-los-demás-Coaching

La crítica, aunque esta pueda ser un reto para la mejora, puede afectarnos mucho, y caernos como un jarro de agua fría. Cuando esto ocurre, podemos estallar y tener reacciones desmedidas como la ira, el enfado, la rabia, etc. Si no nos sabemos gestionarnos emocionalmente, perdemos la razón y también nuestra propia fuerza.

QUE HACER

Acepta: Para ello, date cuenta de que las opiniones de los demás pueden ser un indicador para calibrar nuestros acciones, resultados, personalidad y comportamientos. Especialmente, cuando la opinión de los demás es constructiva, puede ser de gran utilidad para crecer. Por ejemplo, en muchas empresas, se valora a los empleados, además de por sus resultados objetivos, por el conjunto de opiniones que de ellos se obtiene con cuestionarios de sus superiores, compañeros y subordinados.

En ocasiones, y dentro de un proceso de coaching, también, a veces, realizamos este tipo de cuestionarios. Las preguntas bien formuladas, orientadas a la información que deseamos obtener, nos permiten extraer conclusiones muy útiles para mejorar y crecer.

En definitiva, la opinión de los demás es útil, el problema surge cuando esta importa en exceso y condiciona negativamente tu vida. Para dejar de tener estas reacciones, debes darte cuenta de su posible utilidad. Si te afecta negativamente, trata de comprender que te pasa a ti realmente, y trabaja la emoción que te provoca.

Piensa también que, los demás tienen una opinión, pero nunca la verdad absoluta sobre ningún tema, y menos sobre ti. Asimismo, y del mismo que crees que tu opinión sobre los demás no debería hundir la vida de nadie, la de los demás tampoco debería hundirte a ti. Así pues, en vez de ponerte a la defensiva, trata de escuchar con interés las opiniones de los demás. Siempre puedes aprender de las otras personas, especialmente si su crítica es constructiva, o si tú haces que, para ti, lo sea. Ten presente que, para crecer y avanzar, es imprescindible una buena gestión emocional. De modo que aprovecha y agrede cualquier oportunidad que se te presente. Con criterio y conciencia, sabrás cuándo y cómo hacerlo.

Para dejar de tener reacciones desmedidas, debes evitar no tomarte las opiniones de los demás como algo personal. Si piensas que el mundo está en tu contra, será así. Aun así, y si crees que una crítica tiene la intención de dañarte, trata de bajar el tono de la conversación o discusión, y pospónla para un momento de mayor tranquilidad.

Céntrate en lo que si quieres, y en que, sea lo que sea pase, las personas deseamos estar bien entre nosotras. Por ejemplo, en el trabajo, se espera de ti que te relaciones bien, que obtengas buenos resultados, etc… Tu familia y amigos también desean lo bueno para ti, aunque a veces puedas creer que no. De modo que, aunque creas que te tengan manía, actúa como si no fuera así, y es probable que todo mejore. Cuando cambias tu pensamiento, todo va mejor, para todos y para ti. 

5- Tomas decisiones compradas

Las “decisiones compradas” son aquellas que tomas en base a las expectativas que crees que otras personas tienen de ti, y que no responden a tus verdaderos deseos y motivaciones.

Y, ojo, porque este es un gran peligro, especialmente para las decisiones importantes de tu vida. Por ello, es imprescindible cuidar y perseverar la coherencia interna en la toma de tus decisiones. De lo contrario pierdes autenticidad, y el éxito cuesta alcanzarlo o nunca llega.

QUE HACER

Calibra tus decisiones: Asegúrate de que tus decisiones tienen la fuerza de tu ilusión. Y eso se nota y comprueba si al imaginar que lo has logrado, te brilla la mirada con resplandor y sientes una alegría indescriptible en tu interior. Eso es así porque lo que quieres está en sintonía con tu ser, entonces cuerpo, mente y corazón bailan al son de la de la ilusión con absoluta convicción.

Opinión-de-los-demás-Coaching-BarcelonaCómo ser el DG (Director General) de tu VIDA

Tu opinión sobre los demás, también afecta a la opinión que los demás tienen de ti. Si te fijas las personas positivas y de éxito, hablan bien de los demás, tienen buenas relaciones, les gustan las personas, y a las personas les gusta estar cerca de ellas.

CÓMO HACERLO

1- Crea feeling

Entre dos personas enamoradas se produce un feeling espontáneo. Los dos se gustan, y esto potencia su relación. Cuando uno de los dos deja de tener esa sintonía, todo cambia. De modo que si quieres disfrutar de buenas relaciones con otras personas, busca motivos para que te agraden, enamórate de ellas.

Hazlo pensando en lo que os une, en sus puntos fuertes y motivos por los que tú puedes admirarla. Cuando lo haces, te sientes mejor, y la otra persona también: la sintonía está hecha, y esto es así porque los pensamientos son energía y atraen a su igual. Tu puedes crearlo.

2- Reconócelo: ¿Qué hay para ti?

Observo con frecuencia a personas que reflejan su propio malestar criticando a otras, precisamente en aquellos aspectos de los que más carecen ellos mismos. Si lo piensas bien, te darás cuenta, de que muchas veces utilizamos a los demás como espejos para evitar lidiar con nuestras propias dificultades. Es una reacción instintiva de la mente, que nunca funciona.

Si quieres avanzar, necesitas trabajar en las emociones negativas que otras personas despiertan en ti. Aprovecha la oportunidad y acepta que esa persona, – cómo tú- , tampoco es perfecta. Perdónate a ti mismo por no serlo, y habrás perdonado al otro. Al hacerlo, el punto débil que te une con esa persona, perderá peso. ¿Por qué? En primer lugar, porque aceptarlo es el primer paso para liberarlo, y en segundo, porque al quitarle el foco, tu pensamiento subconsciente dejará de seguir creando situaciones similares.

La opinión de los demás es importante y muy valiosa, en la medida en la que la sabemos gestionar positivamente. Merece la pena…

Si deseas avanzar con este u otros temas, de forma personalizada, rápida y efectiva, generando cambios consistentes, duraderos y sostenidos en el tiempo, entonces…. 

VITALCOACHING-Sesión-Gratis

Beatriz-Palá-Calvo

Si quieres, entonces…

Puedes 

Reserva YA tu primera “sesión de diagnóstico gratuita”, sin compromiso alguno.

 ¡ Apuesta por TI !

En Vital Coaching Barcelona, tienes la oportunidad de avanzar de una forma única en el camino hacía tus objetivos de profesión y vida.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

La comunicación remitida quedará incorporada a los sistemas de información de Vital Coaching Barcelona, pasando a formar parte de su lista de distribución, según los "Términos legales y la Política de Privacidad de Vital Coaching Barcelona"

En cualquier momento podrás ejercitar los derechos de ACCESO, RECTIFICACIÓN, OPOSICIÓN y, en su caso, CANCELACIÓN de tu suscripción, comunicándolo por escrito e indicando tus datos personales a beatriz@vitalcoachingbarcelona.com

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto los Términos Legales y la Política de Privacidad* *