4 técnicas de coaching para dirigir a tu equipo hacia el éxito

Coaching para dirigir tu equipo hacia el éxito

«Los managers les dicen a las personas qué hacer, mientras que los líderes les inspiran para hacerlo»  Jeff Weiner

Coaching-equipos-liderazgo-VitalCoachingBarcelonaUn proceso de coaching demuestra la diferencia entre ser un jefe, que dirige e instruye, y ser un líder, que inspira a un equipo a alcanzar el éxito. Y esta es una gran diferencia, que marca la diferencia. Los líderes efectivos se interesan activamente por las personas y las ayudan a aprovechar sus habilidades para tener más éxito. Tu habilidad para liderar a tu equipo con éxito, determinará tu crecimiento y éxito profesional. También tu propia felicidad. De modo que sí: es imprescindible, tomar un tiempo para la reflexión pausada e introspectiva, orientada a la solución. Con esta visión, y la misión de entrenar a tu equipo para el éxito, tu tarea será fácil y apasionante.

¿Cómo entrenar a tu equipo para el éxito? 

1- Crea una confianza genuina

Los buenos coaches se conectan con todos los componentes de su equipo. Y, para que tu equipo responda bien, a ti como coach, es importante que confíe en ti. Después de todo, les estás pidiendo que sean introspectivos y que estén lo suficientemente abiertos como para analizar cómo maximizar su potencial.  Eso significa ir más allá de lo superficial para comprender, potenciar sus fortalezas, y trabajar en la mejora de sus debilidades individuales.

QUE HACER:

Conecta con tu equipo: Una buena forma de ganar confianza es practicar la llamada «escucha activa». La escucha activa consiste en concentrarse completamente en lo que la otra persona dice, expresa y transmite. Para ello, un buen ejercicio es mantener reuniones individuales, en las que tomar nota de sus aportaciones. Sintoniza con la persona, y hazla sentir cómoda. Luego, bríndale un resumen preciso de lo que te haya dicho, en lugar de simplemente repetir el final de lo expuesto. Esto muestra que estás genuinamente interesado en lo que tiene que decir. La escucha activa es una habilidad esencial de la que muchos líderes carecen. Si tu la practicas, con autenticidad, honestidad, empatía y asertividad, marcarás la diferencia, para tu equipo, y para tu propia vida y éxito.

“Los líderes destacados hacen hasta lo imposible por elevar la autoestima de su personal. Si la gente cree en sí misma, es increíble lo que pueden lograr.” Sam Walton

Coaching-equipos-VitalCoachingBarcelona-éxito

2-  Inteligencia emocional 

Con frecuencia es bastante sencillo identificar y fijarnos -incluso en exceso- en los puntos débiles de las otras personas. Nos ocurre lo mismo con los propios. En general, acostumbramos a orientarnos más a las dificultades que a las soluciones. Google lo sabe. Si quieres tú también puedes comprobarlo. Por ejemplo, busca la palabra «problema» en el buscador de Google. Resultado: 665 millones. En cambio, si buscas la palabra «solución», el resultado es de  29,5 millones. Una sustancial diferencia, ¿no crees?. Puedes, probar con otras palabras, y verás proporciones similares entre las búsqueda de palabras positivas y negativas. Nuestro cerebro funciona así. Y, esto es así porque la mente humana, de forma instintiva, ha aprendido a sobrevivir a los riesgos, y lo ha hecho prestando especial atención a todo lo que ha supuesto una amenaza para su supervivencia. Ahora bien, ¿Es esta la mejor manera de sobrevivir en la actualidad?. La respuesta es no, porque, cómo bien sabes toda acción tiene una reacción. Y, fijarse en los problemas, de forma reiterada, los perpetúa. Lo mismo ocurre en nuestras relaciones. La forma de «pensar y ver» afecta a las personas de tu equipo, también a tus resultados y éxito. ¿Por qué? Porque lo que tú crees de otros, lo creas o no, se lo acabarás transmitiendo. Lo harás a través de tus respuestas, gestos, tono, mirada, etc… Por ejemplo, si una persona de tu equipo tiene pánico escénico a la exposición, no le digas algo así como: «Tu eres un desastre en tus presentaciones». Hacerlo solo hará que aumente su dificultad. Sobre los efectos de la importancia de los mensajes negativos en la mente y corazón del receptor, así como sobre el impacto en sus resultados, te recomiendo la lectura de este artículo:  la indefensión aprendida en el ámbito laboral.

QUE HACER:

Orientarse a la solución: Todas las personas, suelen ser conscientes de sus debilidades. Aunque a veces nos cueste reconocerlo, aceptar o asumirlo, todos sabemos, quienes somos. Como buen coach y líder de equipos, es imprescindible que conozcas y pongas en práctica habilidades reales e inteligencia emocional: Con ellas, llegarás al corazón de lo que está siendo un impedimento para tu empleado, e identificarás soluciones que le generen confianza para pasar a la acción.
Incluyo la inteligencia emocional en esta lista porque ponerse en los zapatos de los miembros de tu equipo, y comprender sus barreras personales de éxito, es una de las claves esenciales para idear estrategias que ayuden a superarlas. Este, tal vez, es uno de los roles más importantes de un líder-coacb.

Del mismo modo, los líderes empresariales exitosos tienden a contratar personas que tienen mas experiencia que ellos, en áreas específicas de su negocio, para que pueden guiarlos hacia el éxito. Rodarte de personas mejoras que tú, y delegar es esencial para ser un buen líder de equipos.

«Los líderes exitosos ven oportunidades en cada dificultad, en lugar de dificultades en todas las oportunidades» Reed Markham

Equipos-Coaching-Éxito-Beatriz-Palá-Calvo

3- Motivar, no desmotivar

Existe el riesgo, especialmente en entornos altamente exigentes, competitivos y autoritarios, de que se ejerza el liderazgo desde un enfoque directivo. En lugar de motivar, es probable que consigas el efecto opuesto.

QUE HACER:

Pontencia a tu equipo:
Aprende a comprender qué es lo que verdaderamente motiva a todos tus empleados. Evalúa los impulsores de sus carrera individuales, y luego desarrolla una estrategia en la que incorporar su potencial profesional, en el contexto de un plan de coaching. Por ejemplo, si alguien se muestra motivado por lo que está haciendo, podrías hacerle ver sus oportunidades reales de crecimiento. El mensaje es ofrecerle tu apoyo, visibilidad, y oportunidades de mejora, si alcanza los objetivos que acordéis conjuntamente.
Para hacerlo, establece criterios claros de medición, y un plan de acción para lograr sus objetivos. Al hacerlo, estarás cambiando su dinámica de pensamiento , alentándole e incentivándole a su propio éxito y, por tanto al del equipo, la empresa, y al tuyo propio. Ahora no solo estará haciendo «algo» porque su jefe lo dijo, sino que estará trabajando para su propia evolución, lo cual es una motivación intrínseca. Ten siempre presente que las habilidades de motivación intrínseca son de incalculable valor para el éxito de tu empresa y el rendimiento individual.
Te sorprenderás la diferencia que este pequeño cambio de mentalidad tendrá en beneficio de la productividad de todos. Lo cierto es que, cuando puedes mostrarle a tu equipo los beneficios personales que obtendrá por cumplir con los requerimientos de la empresa, sabrás que estás haciendo un trabajo exitoso, como líder. Además, te recomiendo encarecidamente que, no olvides practicar el arte de incentivar emocionalmente a tu equipo y empleados. Altamente efectivo, en todos los sentidos.

“Un líder es mejor cuando la gente apenas sabe que existe, cuando su trabajo está hecho y su meta cumplida ellos dirán: lo hicimos nosotros” Lao Tzu

4- La oportunidad de la mejora constante

Potenciar y hacer crecer a tu equipo, implica hacer lo mismo contigo mismo. Predica con tu ejemplo, y no con tus palabras: hazlo manteniendo una actitud positiva y colaborativa, hacía los demás y hacía ti mismo. Desde tu posición de líder, y siempre orientado a la mejora constante y a tu visión de la mejor solución posible. El efecto en cadena del empoderamiento personal, hará que: cuanto más creas en ti, más crearán los demás en ti, y, a la vez cada componente de tu equipo, creerá cada vez más si mismo. Éxito seguro…

QUE HACER:

Pasión por lo que haces: Para mejorar tu estilo de liderazgo, una de las mejores técnicas del coaching es tomarse un tiempo para reflexionar sobre quién eres tu como profesional, y cómo eres percibido por tu equipo. ¿Cuales son tus puntos fuertes?, ¿Cuáles tus puntos de mejora?  ¿En lo que depende de ti, qué podrías hacer para mejorar? ¿Qué vas a hacer? 

Todos tenemos oportunidades de mejora, y, en la medida en que las tomes como un reto apasionante para ti, tu ilusión y tu pasión crecerán. Por ende lo harán tu felicidad y tus resultados. Merece la pena, y yo te reto, a una reflexión sincera y constructiva, orientada a lo que sí quieres para ti, como profesional, cómo líder de equipos y cómo persona. También puedes pedir opinión externa. En este sentido, además de una reunión de feed-back con el equipo, y con cada uno de sus componentes, la realización de un 360º, -que habitualmente se hacen desde el departamento de RRHH´s- te dará una información muy valiosa para ti mismo, sobre tus fortalezas, retos y oportunidades.

“Hay una diferencia entre ser un líder y ser un jefe. Un jefe demanda obediencia ciega; un líder se gana su autoridad a través de conocimiento y confianza.” Klaus Balkenhol

Y tú, ¿qué haces para dirigir a tu equipo hacía el éxito?

Nos «vemos» en nuevos posts
Un abrazo y ¡Felices días!

Beatriz-Palá-Calvo

Si quieres que trabajemos en tu éxito, de forma personalizada y exclusiva para TI

Reserva YA tu primera «sesión de diagnóstico gratuita», sin compromiso alguno.

 ¡ Apuesta por TI !

En Vital Coaching Barcelona, tienes la oportunidad de avanzar de una forma única en el camino hacía tus objetivos de profesión y vida.

 

Coach personal Barcelona, vitalcoachingbarcelona.com 

5 Claves para una Navidad más feliz

qué es para ti la navidad

Parece que fue hace muy poco cuando estábamos hablando aquí, en el blog, de la Navidad y de los retos del nuevo año. ¡Y ya ha pasado un año!

Las calles vuelven a estar llenas de luces, adornando sus rincones mágicos…
Muchas son las personas que sobre la mesa inician el debate, ¿Navidad sí? o ¿Navidad no?. Yo, en lugar de sí o no, en este post te propongo que hablemos de qué son para ti las Navidades y de cómo hacer que tus Navidades sean más felices.

Hay quienes adoran esta época del año y la viven como un momento mágico que están deseando llegue y lo disfrutan muchísimo. Y hay quienes, por el contrario, están deseando que la Navidad acabe desde mucho antes de que, si quiera, hayan comenzado. ¿A qué grupo perteneces tú?

Lo cierto es que, cada uno de nosotros recibe y vive, la Navidad, con mayor o menor ilusión. Si eres de los que no te apetece que llegue la Navidad, te invito a leer también este otro artículo que en su día escribí: cómo disfrutar de la Navidad si no te gusta

Sea como sea, las Navidades, pueden gustar más o menos a los adultos, pero, estaremos de acuerdo que los niños lo viven diferente. Ellos suelen ser los grandes protagonistas y en este caso no hay discrepancias, todos los niños viven la Navidad con ilusión y con muchísima intensidad. Y es normal, para ellos se trata de una experiencia mágica y diferente, en la que todo tiene cabida…; música, luces, colores, reuniones familiares, horarios diferentes, regalos, etc. Ellos hacen que se contagie la ilusión y la alegría de sus ojos brillantes e inocentes. Pero hay algo importante a tener en cuenta por parte de los adultos; y es que, tenemos la responsabilidad de que los más pequeños de la casa no acaben viviendo la Navidad como simplemente un montón de regalos y comidas familiares, sin otro trasfondo.

Claves para una Navidad más feliz

1- Regalos sí, pero en su justa medida

Los regalos están presentes en la Navidad, eso es algo inevitable, y también, francamente muy hermoso. ¿Quién no guarda en su corazón el recuerdo de uno de esos maravillosos regalos? Hace ya unos años en Mi Carta a los Queridos Reyes Magos, yo lo expresaba así… «aún recuerdo con emoción la llegada de mi bicicleta roja. Con ella aprendí a caerme y también a levantarme. Llegaron también los muñecos, la cocina, los juegos de mesa, vestidos, risas y sonrisas que hoy me remontan a un tiempo ilusionante que todavía guardo en mi corazón.»

En mis años de infancia, tuve muchas atenciones y regalos. Llegaba Papá Nóel y los Reyes Magos, y también los villancicos, brindis, buenos deseos, oraciones previas a los regalos, de los que había unos pocos para cada hermano. Hoy todo es a lo grande; los regalos también… Todo es poco, en un mundo en el que todo parece fácil y al alcance de la mano. Los niños acaban sin abrir algunos de sus regalos. No saben dónde poner su atención, ni cuál escoger para jugar. «Se casan de todo», comentan los adultos. Lo cierto, es que, somos nosotros quienes los cansamos de todo. Las cosas, pierden su valor, y dejan de saborearse, cuando por su exceso nos empachamos de ellas, del mismo modo que nos pasa con la comida. Debemos evitar vestir las Navidades, de los excesos de este lado más frívolo y menos beneficioso para todos, sobre todo para los niños.

Si sobre regalamos en Navidad a los niños podemos hacer que pierdan de vista el verdadero sentido de esta época, y sus valores fundamentales.

Precisamente, uno de los objetivos en Navidad es, disfrutar y compartir lo que somos, nuestro amor, costumbres, creencias, tiempo en familia, valores, juegos, experiencias, celebraciones, etc… El problema es que cuando los niños acaban sobre regalados, jugarán un día con cada juguete y luego se cansarán y querrán más. Los niños no valoran un regalo realmente si ese regalo está acompañado por otros 10 regalos más.

Y sí, por supuesto que sí, los niños, niños son, y es natural que ellos pidan por pedir. Es obligación de los adultos poner límites a ello. Saber dónde está el límite es la clave. Y según los expertos, 4 es el número adecuado de regalos.

Para evitar que tus pequeños acaben sobre regalados en Navidad, te sugiero que guardes los regalos sin que lo sepan. Y, llegado el momento en que merezcan una recompensa, sacarlos e entregándoselos poco a poco.

Navidad-Feliz-VitalCoachingBarcelona

2- Plantea retos

Por tradición, la mayoría de nosotros pasamos la Navidad en familia. Sin duda, una de las formas de pasar una Navidad más feliz es plantearse retos que nos permitan conocer mejor a nuestros familiares y amigos, también explorar y mostrar facetas propias, que quizá ni siquiera nos habíamos planteado antes.

No se trata de crear complicaciones. A lo que me refiero con estos retos es a que con las cosas más sencillas disfrutemos y hagamos disfrutar a los nuestros: es tan simple como ayudar en las tareas de la casa, o simplemente buscar la manera de hacer reír a toda la familia. Estas son las pequeñas cosas que harán diferente tu Navidad y que la convertirán en inolvidable.

Pero además, para los más pequeños de la casa, este tipo de retos se convertirán en un juego, que, no solo les mantendrá entretenidos, sino que despertará su ingenio y creatividad mientras aprenden de las relaciones y de nuestros valores.

3- Pon el foco en las cosas positivas

No porque llegue la Navidad debe pararse la vida. En Navidad es importante seguir con nuestra vida, y algunas de las rutinas diarias que tan bien nos funcionan. Si no lo hacemos, podemos perder el foco, o dejamos pasar muchas cosas, a nuestro alrededor, de las que perdemos el detalle. Me refiero a ese tipo de cosas que, si les prestamos atención, tienen mucho que ofrecer.

Para estas Navidades, te propongo un reto: juega y busca tu foco. Por ejemplo, estoy convencida de que si te propones fijar el foco en todas las emociones positivas que sientes, tu Navidad será diferente y, desde luego mucho más feliz: Busca sonrisas, regala la tuya, demuestra tu gratitud, trabaja la empatía… Y todo esto, transmíteselo también a los más pequeños de la casa. Ayúdales a buscar y apreciar las cosas positivas y bonitas, enséñales a ofrecérselas también a los demás, hazles ver la importancia de ayudar y de agradecer. Al fin y al cabo las emociones positivas nos conectan y vinculan con los lazos de amor y con las personas con las que nos relacionamos.

No quiero decir con esto que por el hecho de que sea Navidad no debamos experimentar emociones negativas o debas ignorarlas. Este tipo de emociones pueden estar, de hecho es probable que aparezcan. Lo importante es reconocerlas, aceptarlas y trabajarlas. Puedes también compartirlas, y eso te ayudará a bajar tu nivel de exigencia, con una nueva conciencia; y haciéndolo ya estarás trabajando sobre ellas.
Las relaciones, los encuentros familiares, los lugares del pasado que visitamos, evocaran nuestros recuerdos de infancia. A veces, también pueden reabrir viejos conflictos y generar discusiones o enfados. Si aplicas técnicas para gestionar tu enfado, identificas tus emociones y las aceptas, podrás orientarte a solucionar temas pendientes que te ayuden a mejorar, mucho más allá de la Navidad…

En general, mi recomendación es que aproveches estas Navidades para aprender de ti, de tus emociones y de tu gestión emocional. Tómalo como un reto, y experimenta el juego de gestionar tu mundo emocional, disfrutando de ti, de tus aprendizajes y de formas creativas para resolverlos.

Feliz-Navidad-VitalCoachingBarcelona

4- Tus 3 minutos para el éxito

Para estas Navidades te propongo que, antes de juzgar o criticar a otra persona, -de pensamiento o de palabra- , hagas una pausa. Durante 3 minutos piensa en lo positivo que tiene la persona a la que estás juzgando. Todos tenemos «algo» positivo, y por lo que ser admirado. Por ejemplo, la simpatía de esa persona, pues aunque te moleste o la catalogues de «fantasma», probablemente su «gancho» te iría muy bien a ti… Este es un solo un ejemplo, pero en realidad lo que quiero decirte es que, habitualmente criticamos lo que podemos admirar. Eso sí, para hacer uso del «don» que otra persona posee, deberás hacerlo acorde a tus valores y forma de ser, con autenticidad. Sea como sea, te invito a que estas Navidades, estés alerta, y a que, en tus 3 minutos para el éxito, aprendas a través del otro, antes de juzgarlo o criticarlo. Una vez hayas realizado este análisis y reflexión positiva sobre el otro, opina y expresa lo que desees. Y, si puedes, te recomiendo que lo hagas con todo el respeto y apreciación por la situación y vida de esa persona. Digo esto, porque, a veces, cuando las personas nos ofuscamos en los supuestos defectos ajenos, podemos caer en la llamada «cosificación» – que no es otra cosa que la consideración de una persona como una cosa-.  Esta forma de ver y sentir nos perjudica mucho, y no tanto al otro, sino a uno mismo. ¿Por qué? Pues porque la vida nos devuelve siempre aquello que emitimos, y en su efecto bumerán lo hace a gran escala y de forma exponencial. De modo que no entregues lo que no quieres recibir. No sale a cuenta, y, además y según Neville Goddard, ocurre siempre que lo que desees a los demás, es lo mismo que cuando alguien te lo desea a ti, lo aceptarás como una verdad de ti. De modo que, aunque sólo sea por uno mismo, merece la pena tener buenos deseos hacía los demás.

En general, la vida nos demuestra que cuanto mejor es la actitud frente a la vida, y hacía los demás, más felices somos… Así de sencillo. Sólo tenemos que recodarlo, insistir y persistir, porque debido a nuestros miedos y carencias, tendemos a olvidarlo con demasiada frecuencia…

Si haces de estas Navidades tu momento para practicar tu actitud positiva, aprenderás mucho de ti, mejorando tu vida, mucho más allá de estas Navidades 🙂 Un gran regalo para estas Navidades ¿no crees?.

Navidad-Feliz-Coaching-Barcelona

5- Sube el volumen

Una de las cosas por las que la Navidad es fácilmente reconocible es por la música. Las calles, las tiendas, las casas… Todos lados hay alguna canción que se reproduce. Y lo cierto es que esto es genial porque la música es muy importante en nuestras vidas, aunque muchas veces no le damos la importancia que realmente tiene, y mucho menos, recurramos a ella como elemento terapéutico.

Te propongo que en Navidad, cada mañana, comienza el día con música. Estoy segura que el mundo lo verás desde un prisma más alegre y más divertido…
¡Prueba! Nada tienes que perder y sí mucho que ganar.

Elige las canciones que más te gusten, esas que sabes que, al escucharlas, te llenan de energía.
O puedes también integrar en esta iniciativa a toda la familia y que cada día un miembro elija la música con la que comenzar el día. Será muy divertido, te lo aseguro.

Yo, hoy elijo y comparto contigo, una canción que, me gusta especialmente por su pasión rebosante de alegría y energía positiva: «Celebra la VIDA»


La Navidad está ya a la vuelta de la esquina. Y yo deseo de todo corazón que estos consejos te ayuden a vivirla más intensamente, para disfrutar al máximo de ella, y hacer así que permanezca vivo, en ti y en toda tu familia, todo el año el auténtico sentido de la Navidad. 

Si quieres contarme, recibiré tus comentarios en este artículo, como un regalo muy valioso para mí.

Me encantara saber tu opinión: 

¿Qué le pides TU a estas Navidades? y ¿Qué vas a hacer para lograrlo? 

¡ Feliz Navidad! y GRACIAS siempre por tu lectura y compañía… 🙂 

Feliz-Navidad-Beatriz-Palá-Calvo

Beatriz-Palá-Calvo

Si quieres saber en qué y cómo puedo ayudarte…

Nos vemos

Reserva YA tu primera «sesión de diagnóstico gratuita», sin compromiso alguno.

 ¡ Apuesta por TI !

En Vital Coaching Barcelona, tienes la oportunidad de avanzar de una forma única en el camino hacía tus objetivos de profesión y vida.